Casa Hermandad

El tiempo también pasa por nuestra Casa Hermandad y los efectos se van haciendo evidentes en su estado de conservación. La limpieza y el mantenimiento de la misma es la primera imagen que una persona detecta cuando se presenta en ella y está claro que, en opinión de todos los hermanos, hoy por hoy necesita una actuación directa que permitan el adecentamiento de la misma.
La Casa de Hermandad, por definición es el espacio de acogida y convivencia de los hermanos, en la que, además, se guardan y exponen con mimo todos los enseres y objetos de valor de la Cofradía. Se trata pues, de la casa de todos los hermanos, que, junto a nuestros Titulares, son el mayor patrimonio de nuestra corporación. Desde el inicio, nuestra principal meta será acercarnos al gran Patrimonio Humano que poseemos y aumentarlo, recuperando a hermanos que por diversos motivos se apartaron y atrayendo a otros nuevos. La línea de trabajo continuará centrada en el objetivo de dar vida a nuestra casa, con actividades atractivas para los diferentes grupos de la hermandad y potenciándola como punto de encuentro y de referencia para todos los hermanos. Nuestra Casa debe estar abierta a todos, todos los días del año.